Elecciones Andaluzas

Escribo estas líneas con motivo de la victoria electoral del PSOE en las elecciones autonómicas de Andalucía. Ruego disculpen mi parcialidad.

Primera conclusión: Por lo que sé todas las fuerzas han hecho campaña en clave nacional, pensando en el resto de citas electorales. Podemos, Ciudadanos, Upyd e IU, han hecho campaña en contra del bipartidismo. Mientras PP y PSOE se han centrado en tirarse de los pelos por la corrupción y las malas políticas económicas.

Segundo: El bipartidismo no está siquiera amenazado pues el comportamiento electoral de los andaluces sigue representando el patrón de Walter Laqueur en que dos fuerzas una conservadora y otra socialdemócrata, aglutinan la mayoría de los sufragios, hegemonizando los arcos izquierda y derecha. Alternándose mediante pactos con el resto de fuerzas o dependiendo del desgaste.  Ambas fuerzas tendrían sobre el 67 % de los sufragios y el 60 o 70% de los escaños dependiendo de la ley de sufragio. Siendo el desgaste de estas fuerzas o el pacto con otras las que dan la mayoría legislativa necesaria.

El mencionado esquema se complementa con la existencia de dos o tres fuerzas más que alcanzan el 25 o 27 % mientras las fuerzas hegemónicas tienen 30% cada una.

Tercera: El PSOE para imposibilitar un gobierno del PP solo tiene que hacer lo mínimo para ser la fuerza hegemónica de la izquierda en el arco es decir superar el 30% de los sufragios.

Cuarto: Podemos por fin se deshincha. Ha sacado menos de lo que las encuestas le pronosticaban.

Y quinto: En España ya solo una coalición pura de la izquierda española podrá gobernar la Nación.

 

Javier Madinaveitia

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies